Ok

By continuing your visit to this site, you accept the use of cookies. These ensure the smooth running of our services. Learn more.

Mis Articulos - Page 5

  • COSAS GRANDES Y OCULTAS (2)

    En el post anterior compartí una posible interpretación del pasaje de Jeremías 33:3.
    En el puse énfasis en el pecado que está latente en nuestros corazones, como aquellas cosas grandes y ocultas que Dios quiere mostrarnos.

    En este post voy a ir un poco mas allá.

    Hay cosas grandes y ocultas en el seno de la iglesia que Dios también nos quiere mostrar y de hecho las está mostrando.

    Mire que lindo lo que dice Pablo a Timoteo:

    1ra Timoteo 5
    (24) Los pecados de algunos hombres se hacen patentes antes que ellos vengan a juicio, mas a otros se les descubren después. (25) Asimismo se hacen manifiestas las buenas obras; y las que son de otra manera, no pueden permanecer ocultas.

    Un hermano que frecuentemente me escribe no se cansa de decirme, “esto no es la iglesia”, admiro su perseverancia y la uniformidad de su mensaje, realmente me hace reflexionar, ¿Es la iglesia esto que conocemos?

    Ante tal pregunta me quedo sin respuestas pero cada día estoy mas convencido de que los objetivos que persigue la iglesia hoy distan enormemente de los que se planteó Jesucristo. Echemos un vistazo nomás y veremos que el hambre por tener, comprar y crecer se ha apoderado de ella.

    Multiplicación, prosperidad, liderazgos exitosos, fama, premios, aplausos... son solo una muestra del estado actual de las cosas. Los mensajes han sido trastornados de acuerdo al fin que cada uno persigue.  Hoy a cristianos sin Cristo.

    Quien corre detrás de la multiplicación explosiva enseña que Jesús maldijo la higuera estéril y quien no exhiba sus fruto (gente) estará en esa misma situación (¿?). Pescas milagrosas y otras enseñanzas son tergiversadas de manera que fortalezcan el concepto de su visión.

    Quien está centrado en forjar una gran generación de líderes, (una gran pirámide), enseña, y esto no me lo contaron sino que lo escuché personalmente de un apóstol de Venezuela quien dijo que Jesús fue un pésimo líder basando su afirmación en las características de sus discípulos.

    También está quien corre detrás de la prosperidad financiera y tiene a Malaquías como libro de cabecera y a la frase “malditos sois con maldición...” como el látigo que esgrime en todos los cultos.

    Existen otros objetivos superfluos, tantos como quiera, no hemos hablado de la fama ni de cuestiones personales como matrimonios y relaciones sexuales, pero, sea cual fuere la inclinación de la iglesia actual lo que podemos ver es que hay una interpretación parcial de la Palabra y totalmente egocéntrica. Algún día tendremos que hacernos esta pregunta:
     
    ¿No será que la Palabra nos enseña algo totalmente diferente a lo que nosotros pensamos?

    Nadie recuerda que cuando volvieron de la "pesca milagrosa" dice la Palabra que dejándolo todo le siguieron.... nadie se toma el tiempo para pensar en que Jesús NO vino a dejar un modelo de liderazgo, sino a salvar a la humanidad de la perdición eterna, y no fue líder ni político de su tiempo, fue y es el Salvador eterno. Nadie considera que cuando un predicador pide a los oyentes que entreguen su “Isaac”, haciendo referencia a eso que cuesta (generalmente es dinero), que como bien me señaló mi amigo Javier, Dios lo pidió pero luego se proveyó de un animal para el sacrificio, pero a nosotros nos lo hicieron entregar cientos de veces. Y lo entregamos.

    Si todo este cúmulo de cosas fuesen tan importantes para la iglesia, ¿No nos hubiese quedado clarificado en la Biblia?, ¿Si dice la Palabra que Jesús no tenía donde recostar cabeza, podemos hoy anhelar hoteles lujosos?, Si Jesús puso como administrador del dinero a Judas dejando en claro la importancia que El le daba al dinero ¿Podemos nosotros ponerlo en el centro?
     
    Puede un pastor poner condiciones al ser invitado a predicar, cierta vez recibí un mail para completar por la visita de un reconocido pastor chileno, en el mismo me recordaban que el toma vino tinto Cabernet Sauvignon. (¿¿??)
     
    Realmente no me imagino a Pablo en nuestros días publicando en su página web los planos del mega templo que está por construir, no imagino a Pedro entregando premios a siervos de Dios por el disco del año, no imagino a Jesús manipulando a la viuda con un mensaje almático para que ofrende algo mas que una moneda...

    Iglesia por supuesto que hay cosas grandes y ocultas que Dios nos quiere mostrar, algunas ya están a la vista, hagamos al menos algo.


    Gustavo Furnier

  • COSAS GRANDES Y OCULTAS

    Jeremías 33:3
    Clama a mí, y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y ocultas que tú no conoces.

    Leyendo la Biblia desde una visión humanista y egocéntrica hemos hecho de este versículo la llave para acceder a aquellas cosas grandes y ocultas que Dios nos mostrará.  Parece que tan solo basta con clamar y Dios, como si fuese el “Genio de la lámpara”, comenzará a revelar sus secretos.

    97c95b18e78b76d62f857c849bcf45e0.jpgIncluso he oído a muchos clamar así: “muéstranos Señor aquellas cosas grandes y ocultas que nos prometiste”. Pero creo yo que lejos están estas palabras de alentarnos a clamar así.  Si leemos detenidamente el contexto veremos que estamos frente a un mensaje lleno de promesas de libertad, misericordia, paz y restauración.

    Pero, ¿Por qué hemos de centrarnos solo en las cosas "grandes y ocultas" cuando Dios está hablandonos de libertad, misericordia, paz y restauración?

    Simplemente porque somos atraídos por ellas, queremos conocer lo oculto y nos gusta que Dios nos revele cosas grandes, pero desde el Edén esto es así,  hoy también es el anhelo de muchos.

    Pero en estos días el Señor me llevó a un tiempo de reflexión acerca de estas palabras y me dijo:

    ¿Cómo te sentirías si las cosas grandes y ocultas que te muestre sean tus propios pecados?

    Vea lo que dijo El salmista:

    Salmo 25:11 Por amor de tu nombre, oh Jehová, Perdonarás también mi pecado, que es grande.

    Y luego:

    Salmo 69:5 Dios, tú conoces mi insensatez, Y mis pecados no te son ocultos.

    Si hay algo que para nosotros realmente es “grande y oculto” es nuestra propia condición.  Engañoso es el corazón mas que todas las cosas y perverso, ¿Quién lo conocerá? dijo Jeremías.

    Luego hice esta experiencia con algunas personas, les pregunté ¿Quisieras que Dios te muestre cosas grandes y ocultas que no conoces? Por supuesto que todos respondieron afirmativamente y de manera entusiasta, es totalmente natural. Pero cuando Dios nos confronta con nuestras “cosas ocultas” no tenemos mas que caer a sus pies arrepentidos.

    David le decía a Dios: ¡Escudriña mi corazón y ve si hay en mi camino de perversidad! ¿cómo cree que le hablaba a Dios? Personalmente creo que el clamaba.  ¿Cuántos hoy quisieran clamar asi?

    Creo que la mayor experiencia que podemos experimentar en nuestra vida en Cristo no será la “cantidad” de revelación que podamos tener, sino que tantas de esas cosas "grandes y ocultas" que el nos haya mostrado ya no están dentro nuestro.  Pongamonos a cuenta con El.

    Dios te bendiga.

    Gustavo Furnier

  • MERCADERIA

    de3a840e0da3e879d41eeb1f76ab3e79.gif
    (Esta nota ha cambiado de titulo)
    Ya es bien sabido que como cristianos nos toca vivir en un tiempo muy difícil, si hacemos un paralelo con la historia de Daniel podemos decir que el “horno” esta siete veces mas caliente que lo que era normal hasta aquí.

    Difícil es ejercer una fe cristiana y no ser afectados por las ideas capitalistas características de esta época y menos aún cuando éstas se infiltran en la iglesia.

    ¿Cómo se hace en el mundo para lograr que la gente ayude a los niños pobres de un país subdesarrollado?

    Relativamente sencillo, preparan un mega recital con figuras descollantes de la música mundial y lo denominan “Unidos por ESE PAIS POBRE” o ”Unidos por los niños que tienen mucha hambre en ese PAIS POBRE”.

    Luego, nunca sabremos si los que asistieron a ese recital lo hicieron por los artistas o por los niños de ese PAIS POBRE.

    En fin estamos en presencia nuevamente de esa conocida frase “el fin justifica los medios”.

    ¿Cómo hace la iglesia para lograr que la gente trabaje o gane almas?

    Bueno, no digo que todas lo hagan pero he oído de una congregación que regala Libros y Discos “Cristianos” a aquellos que traen un “alma nueva”.

    Otras simplemente premian con cargos, es decir, podrías llegar a ser pastor si “ganas” un número interesante de personas.

    En fin, el primer objetivo de este post es advertir al lector por si acaso está bajo alguna de estas visiones marketineras, puedes quedarte o salir huyendo, si te decides por lo segundo fíjate bien hacia adonde, no sirve salir de “guatemala” y meterse en “guatepeor”.

    El segundo objetivo es simplemente dejar algo escrito, aunque a algunos les molestará y otros pensarán que soy un negativo... al final nadie podrá decir que no se dijo nada al respecto.

    ¿Cual es mi propuesta?  todavía la estoy pensando... por ahora lean lo que dijo el apostol Pedro hace un tiempito atrás:

    2da Pedro 2:1 Pero hubo también falsos profetas entre el pueblo, como habrá entre vosotros falsos maestros, que introducirán encubiertamente herejías destructoras, y aun negarán al Señor que los rescató, atrayendo sobre sí mismos destrucción repentina.
    (2) Y muchos seguirán sus disoluciones, por causa de los cuales el camino de la verdad será blasfemado,
    (3) y por avaricia harán mercadería de vosotros con palabras fingidas. Sobre los tales ya de largo tiempo la condenación no se tarda, y su perdición no se duerme.
    GUSTAVO FURNIER

  • LA SUMA DE SUS PALABRAS

    b2ca53c499c97dce4582517a492e8a12.jpgLa suma de tu palabra es verdad,
    Y eterno es todo juicio de tu justicia.
    Salmos 119:160

    Es fundamental para el cristiano poder declarar con una profunda convicción ¡Dios tu palabra es la verdad!

    Pero, ¿Qué es la verdad?

    Lo voy a llevar por un momento a un episodio donde un hombre poderoso quedó atrapado ante este mismo interrogante:

    Le dijo Pilato (a Jesús): ¿Qué es la verdad? (Juan 18:38)

    Esta pregunta se relaciona con lo que sucedió en el versículo anterior cuando Jesús no titubó al afirmar que:

    Para esto había nacido, y para esto había venido al mundo, para dar testimonio a la verdad. (y agregó), Todo aquel que es de la verdad, oye mi voz.

    Logra captar la atención del lector el hecho de que todas las preguntas anteriormente realizadas por Pilato tuvieron alguna respuesta con excepción de ésta última.

    Muchas pueden ser las interpretaciones que le podríamos dar a este hecho, seguro que lo que expongo aquí es una de ellas, pero entiendo que hay una clara relación entre lo dicho en el Salmo y lo que sucede entre Jesús y Pilato.

    El apóstol Juan intentó explicarnos, como pudo, esta profunda relación cuando dijo que Jesucristo es la palabra (verbo) y el mismo Señor completó el cuadro al afirmar que El es la verdad.  La Suma de la Palabra de Dios es Cristo.

    No temo en afirmar que cuando el salmista concluye en que la suma de la palabra es verdad, Dios ya estaba revelándole a Cristo lo mismo le sucedió a Juan y no solo a el sino también a nosotros.

    Quizás hemos enfatizado el estudio de la Palabra y eso está bien, pero lo que estamos leyendo deberá revelarnos a Cristo o de otro modo solo podremos quedar como Pilato.

    Volviendo a este episodio vemos que la pregunta de Pilato queda sin respuesta, porque la persona misma de Jesús era la respuesta y aunque Pilato intentó, lo único que pudo afirmar con resignación fue: “Yo no hallo en él ningún delito”, en otras palabras, “buscó y no halló nada en El”, quizás sea esta declaración el fundamento del evangelio vacío que muchos predican hoy.

    Para terminar me quedo con estas palabras de confirmación de boca de Jesús:

    Todo aquel que es de la verdad, oye mi voz.

    Y Dijo tambien “Santifícalos en tu verdad; tu palabra es verdad.”
    Juan 17:17

    Y espero que esta breve reflexión sirva de puntapié inicial para que continúes buscando mas.

    GUSTAVO FURNIER

  • CUANTIFICAR

    379efcc6cbf9e8c8b7dfb4ec3cd05b0a.jpegPor estos días estuve ocupándome de la lectura 1ra Crónicas 21 y su paralelo en 2da Samuel 24, (recomiendo enérgicamente su lectura), y basado en mi limitada comprensión de los mismos es que decidí escribir esta nueva entrada en el blog.
     
    Una vez mas con el ánimo de transmitir la carga y a la vez alertar a la iglesia ante la peligrosa influencia del sistema mundo mediante la proliferación de conceptos no-bíblicos.

    Hace algún tiempo atrás una persona que está sirviendo al Señor decía: “Estamos trabajando muy fuerte predicando en los hogares, ya que creemos fervientemente en el modelo de la iglesia primitiva”, palabras mas palabras menos eso fue lo que dijo, y para terminar agregó, “ya tenemos mas de doscientas casas abiertas”.

    Todos los seres humanos tenemos la tendencia de expresar con números todo lo que hacemos. Dice el niño alegremente: “Hoy me comí dos platos de fideos”.  Eso no es otra cosa que cuantificar.  Y cuantificar es pretender demostrar a través de los números que las cosas se están haciendo correctamente.

    Trasladando ese mismo concepto a la iglesia, oímos decir que una iglesia exitosa es aquella a la cual asiste mas gente.  Sabemos que no es asi.  Pero, ¿Sabemos que no es correcto utilizar métodos estadísticos y financieros para expresar la magnitud de lo que es espiritual? (Leer Cuerpo o Corporación)

    El mismo demonio pensaba asi cuando aún delante de Jesús afirmó: Mi nombre es Legión porque somos muchos. (Mr. 5:9)

    David quiso cuantificar a su pueblo. Si bien la razón no está expresada en el texto, sabemos que a Dios esto le molestó bastante.

    En mi país, cada cierto período de tiempo se realiza un censo total de la población. Durante algunos días los censistas recorren las casas relevando los datos que serán la materia prima de futuras estadísticas. Recuerdo que lo que mas captaba mi atención cuando era pequeño era la estampilla que dejaban adherida a la puerta de mi casa. Pero ahora, ya adulto, comprendo que censar es mas que contar gente. Censar (heb. pacád) también significa marcar, clasificar, señalar, inspeccionar y empadronar. Me temo que nada de esto le agrada a Dios mucho menos cuando es utilizado para expresar poderío.

    Aquel censo demoró mas de nueve meses, los resultados fueron claramente expresados, de alguna manera la gente fue clasificada, los datos fueron registrados y luego divulgados. Pero todo ese esfuerzo fue inútil y el final fue lamentable.

    Lo llamativo es que el texto declara que hubo dos tribus enteras que Dios las libró de ser “censadas” y permitame apoyarme en esto para cerrar esta reflexión.

    En este tiempo las cosas no son diferentes, todo el tiempo escuchamos que hay quienes caminan como ganaderos con su sello de hierro ardiente en sus manos queriendo "marcar" a los suyos y a través de sus números ejercer poder, pero déjame decirle que aún existe gente, (no puedo ni quiero saber cuantos son), que no están en los registros ni están en los planes de nadie, éstos se contentan con solo saber que sus nombres están inscritos en el libro de la vida y no en los "padrones" del hombre, son un remanente fiel que portará el verdadero mensaje de Cristo.

    Mientras los censistas espirituales andan sueltos haciendo números, reclutando y descartando gente, y mientras los líderes modernos siguen haciendo "marketing espiritual", hay algunos, que no llevan la marca de ninguna denominación, tampoco portan modernos logotipos congregacionales, sino que llevan en sus cuerpos las marcas de Cristo, su Señor, estos, tan solo estos, son los que, como desconocidos pero bien conocidos, trastornarán el mundo tal como lo hizo aquellos primeros.
     
     

  • LAS DOS CASAS

    217dd76a701911857a20476001ef2134.jpeg¿Cuántas veces hemos oído esta parábola de Jesús?

    Lucas 6:47-49

    Todo aquel que viene a mí, y oye mis palabras y las hace, os indicaré a quién es semejante.
    Semejante es al hombre que al edificar una casa, cavó y ahondó y puso el fundamento sobre la roca; y cuando vino una inundación, el río dio con ímpetu contra aquella casa, pero no la pudo mover, porque estaba fundada sobre la roca.
    Mas el que oyó y no hizo, semejante es al hombre que edificó su casa sobre tierra, sin fundamento; contra la cual el río dio con ímpetu, y luego cayó, y fue grande la ruina de aquella casa.


    Si aún me parece oír las voces de mis maestros dominicales que desde pequeño me han instruido por medio de ella a no ser tan solo oidor sino mas bien hacedor de la Palabra. Y eso fue muy bueno.

    Cuando leo la historia desde la perspectiva de Mateo veo a ese hombre que hizo la casa sobre la arena y al otro que la puso sobre la roca. Pero si leo el mismo relato desde lo que pudo captar el doctor Lucas obtengo algunos detalles mas.

    Jesús dice:

    El que viene a mi y oye mis palabras y las hace.... este es semejante a un hombre que al edificar una casa... “cavó y ahondó y puso el fundamento sobre la piedra” y es justo aquí donde está la clave que me llevó a escribir este comentario.

    Porque quizás la primera imagen que nos vino a la mente cuando nos hablaron del hombre que hizo su casa sobre la roca fue algo así como una casita en una montaña rocosa, y bien podría ser cierto, pero note este detalle que destaca Lucas, “cavó y ahondó”, y esto no habla de otra cosa que de profundizar hasta hallar la roca para poner allí el fundamento de su construcción.

    Y esta es la característica que hace la diferencia, porque mirando en serio este detalle bien podríamos pensar que ambos estaban sobre un terreno arenoso y mientras el insensato crecía desde la arena hacia arriba, el sensato cavaba buscando “La Roca”. Sabemos que a la vista de la gente común el único que crecía era el insensato, mientras el otro seguía bajando cada vez mas hasta desaparecer de la vista de todos. Un poco mas abajo cada día.

    Uno surgía y el otro desaparecía. Uno recibía la admiración de todos, el otro no era olvidado, y aún alguno atrevió a decir: ¡Está perdiendo su tiempo!

    Entendiéndolo de esta manera podremos comprender mejor lo que sucede en nuestro medio cristiano en el que la superficialidad recibe los aplausos. No es la escasez de fundamentos la que se hace visible en los grandes movimientos que surgen de repente y atraen muchas personas atraen hacia si mismos, mientras otros, (no todos), siguen cavando y ahondando en busca de la solidez de la Palabra donde pueda apoyar los cimientos que sostendrán el crecimiento que dará Dios y no un método.
    Aunque los resultados rápidos sean los que mas se busquen hoy en día.

    Pero Jesús algo nos quería enseñar con esta parábola, y creo que ésta va mas allá de algunos conceptos superfluos, siento que cavar y ahondar es lo que Jesús sigue enseñando hoy. Ni al nivel de la arena, si por sobre la arena, sino hacia abajo.

    Las claves, los tres pasos, las cuatro de aquellas, las cinco otras y las escaleras exitosas, no son mas que métodos que prometen “la revolución productiva” dentro de la iglesia, pero si queremos hacer la voluntad de Dios... debemos cavar y ahondar en la Palabra, cavar y ahondar en la voluntad de Dios, cavar y ahondar en la oración.

    Jesús hoy nos vuelve a contar esta historia, pidámosela prestada a los niños, saquémosla de las cuatro paredes de las clases infantiles y comencemos a escudriñarla nosotros en todos los niveles, de esta manera, creo que le seguiremos cerrando las puertas a los lobos rapaces.

    v46 ¿Por qué me llamáis, Señor, Señor, y no hacéis lo que yo digo?

    GUSTAVO FURNIER

  • SANTIDAD Y UNCIÓN

    En todo tiempo sean blancos tus vestidos, y nunca falte ungüento sobre tu cabeza.
    Eclesiastes 9:8

    Esta es la palabra que Dios me dió en esta semana. Es fuerte, no menos que otras, pero tambien es contundente.

    Vestidos Blancos en todo tiempo. Sabemos que "blanco" es sinónimo de santidad y ya hemos hablado de lo que significa la palabra TODO en boca de Dios... TODO es una palabra eterna, y cuando Dios pronuncia esta palabra en este versículo no está dejando abierta la posibilidad de que algun área no este "santificada", TODO es TODO asi como cuando decimos que TODAS las promesas de Dios son si y amen, tambien todos los requerimientos de Dios son ABSOLUTOS.

    Ayer hablabamos de que "Sin santidad nadie verá al Señor".... "y nadie es nadie"... no hay lugar para apelar a la misericordia de Dios ni a su gracia... cuando llegue ese momento, será tarde.

    Esta palabra sobre todo es para los que conocen al Señor pero que hoy permanecen en un estado de inacción, escondidos entre el tumulto y el ruido que generan algunos circulos cristianos: dejame decirte que tus conocimientos de Dios no servirán cuando llegue el momento de ver su rostro... el solo quiere ver tus vestidos ... esta semana nos hablaban que la santidad no es algo que solo provenga de Dios mientras nosotros la pedimos, sino que la santidad es algo que debemos buscarla y lograrla cada dia.

    Tus amistades ensucian tus vestidos, tus palabras, tus pensamientos, tus deseos, tu música, tu tele... y la lista es aumenta cada día.

    Ayer escuchábamos que hay congregaciones, (no se si llamarlas iglesia), en las que ni el pastor verá a Dios.

    Es Fuerte ¿no?

    ¿Pero que me importa si mi pastor no verá al Señor? Yo si quiero ver al Señor!

    Por lo tanto "Sean Blancos tus vestidos en todo tiempo".

    En segundo lugar dice el versiculo: y nunca falte ungüento sobre tu cabeza.

    Ungüento es unción. Y la unción es la habilitación para operar, es tu matricula habilitante.

    En esta parte tambien utiliza una palabra eterna "NUNCA", en boca de Dios nunca es nunca... conozco cantidad de gente y me conozco a mi mismo y se que unas cuantas veces dije la palabra "nunca" pero en realidad no ha sido tan real, ese "nunca" se transformó en "a veces" y poco a poco en "siempre"...

    "Nunca falte unción" es tan determinante y categorico que no deja lugar a dudas de que no basta la elocuencia, ni es tan importante cuan carismatico seas, si no tenés unción estas faltando a la segunda parte de los requerimientos Divinos esbozados en este versiculo.

    ¿Hace mucho tiempo que no te hablaban de Santidad y Unción?

    Nunca es tarde para que vuelvas a escuchar lo que realmente Dios pide... en medio de tantos mensajes de "éxitos baratos" y entre tantos "adivinos de feria", mientras unos te dicen que saques fuerzas de adentro tuyo y otros te han impulsado a que te abras tanto en tu mentalidad que ahora ya casi pensas como los del mundo tambien está la voz de Dios que aún resuena... "la amistad con el mundo es enemistad contra Dios".

    ¡Que bueno sería declarar que este es un tiempo de santificación...!

    En lo personal yo voy a usar esta semana para buscar como nunca la santidad.

    Gustavo Furnier

     

  • INCOHERENCIAS

    medium_la-esclavitud-en-roma.gifGénesis 29
    (25) Venida la mañana, he aquí que era Lea; y Jacob dijo a Labán: ¿Qué es esto que me has hecho? ¿No te he servido por Raquel? ¿Por qué, pues, me has engañado?
    (26) Y Labán respondió: No se hace así en nuestro lugar, que se dé la menor antes de la mayor.
    (27) Cumple la semana de ésta, y se te dará también la otra, por el servicio que hagas conmigo otros siete años.
    (28) E hizo Jacob así, y cumplió la semana de aquélla; y él le dio a Raquel su hija por mujer.


    No puedo saber cuantas veces usted escuchó acerca de esta historia de la Palabra de Dios. Tampoco se cuantas veces a usted le han enseñado que Jacob trabajó en total 14 años para su suegro Labán, de los cuales 7 fueron para recibir a Lea y otros 7 años por Raquel, la mujer de sus sueños.

    Pero ¿Cuántas veces le han dicho que Jacob sirvió 7 años mas por Raquel pero que en realidad ésta le fue entregada apenas una semana después de Lea?

    Voy a ser mas claro. Jacob se casó y luego de la fiesta se retiró a tener intimidad con su esposa, y allí notó que no era Raquel aquella mujer sino Lea, la hija mayor de Labán. Ante su legítimo reclamo se le prometió que cumplida la semana se le entregaría también Raquel (¡dos casamientos en un breve tiempo!).

    Ahora, piense conmigo, si Raquel representa la bendición para la vida de Jacob, si Raquel es símbolo de aquello que le pedimos a Dios y que llegado el momento el nos lo concede... Entonces, ¿Puede una persona ser bendecida por Dios y aún seguir en servidumbre?... de acuerdo a esta historia podemos afirmarlo... Por supuesto que si, porque la bendición no es evidencia de la libertad. ¿Acaso no sabemos que Dios también hace salir el sol sobre justos e injustos?

    Y con esto quisiera hacer un llamado de atención, sobre todo para aquellos que haciendo alarde de las bendiciones recibidas tratan de posicionarse en mayores niveles de espiritualidad, transmitiendo de alguna manera el mensaje: “si soy bendecido por algo será”... déjeme decirle que Jacob obtuvo esa bendición (Raquel) mas tuvo que seguir trabajando para el “sistema opresor” otros siete años y déjeme decirle que salir de ese sistema le costó muchísimo, porque si fuese por su suegro, Jacob hubiese muerto sirviéndole en esa tierra...

    ¿Jacob fue bendecido? Por supuesto que si. Y esto para mi representa una gran incoherencia espiritual porque creo que no deberíamos descansar si hemos recibido alguna bendición, antes bien tendríamos que reconocer si aún hay áreas de nuestra vida que permanecen en servidumbre al sistema de pecado, y esto es sobre todos para aquellos que hoy son referentes del pueblo de Dios, llamense pastores, apostoles, maestros, evangelistas o profetas, porque si vamos al caso Jacob pronto ejercería como “Príncipe de Dios”.

    Gustavo Furnier